¿Cómo puedo ayudar a mi hijo (a) a dormir mejor?

Muchos papas se realizan esa pregunta día a día. Consultamos a nuestros familiares, cercanos, amigos y conversamos con nuestras parejas para saber qué es lo mejor para que nuestros bebes puedan dormir mejor (idealmente en la noche y que sea de corrido). Tenemos muchas orientaciones y respuestas a esas preguntas, donde la mayoría son mitos: quitarle el pecho, no dejar que duermas siestas, cansarlos durante el día, entre otras menos favorable para los bebes.

Unas de las cosas que debemos saber que el ser humano no duerme 8 horas seguidas. Todos informamos que dormimos entre 6 a 9 horas diarias, sin considerar  los micro-despertares que tenemos (ya que no nos acordamos de todos ellos, además que sabemos que es normal). Como adultos tenemos la capacidad de seguir durmiendo después esos despertares, ellos nos permiten: movernos de posición, saber si estamos seguros, pasando frío, etc, etc.

Con los bebes pasa lo mismo, ellos también tienen micro-despertares que le permiten saber si se encuentran sus papas o adultos responsables cerca suyo, en donde si se encuentran solos, solicitarán a través del llanto que lo vengan a reconfortar y así lograr sentirse seguros de nuevo, retomando el sueño y esto es lo que a muchos papas les cansa. Antiguamente no teníamos problemas con esos despertares ya que todos nuestros antepasados sabían que eran normales, nadie se cuestionaba el hecho de que un niño o niña despertará durante la noche ya que es algo normal y necesario para la supervivencia.

Hoy en día al estar en un mundo más moderno, tanto la mujer como el hombre son parte de la fuerza laboral del país al realizar trabajos remunerados (ya que nos olvidamos que la mujer cuando está en casa, también trabaja y a veces es mucho más cansador), por lo que los papas se encuentran desesperados frente al sueño de sus hijos e hijas los primeros años de vida.

El objetivo de ésta entrada es entenderte y empatizar con tu falta de descanso, porque estoy pasando exactamente lo mismo (tengo un bebe de 1 año 3 meses). Sin embargo, es mi deber profesional y como madre informarles a esas mamas y papas que los bebes (a no ser que tengan un problema médico necesario de evaluar), duermen lo que ellos necesitan dormir. El sueño es evolutivo (siempre lo repito), pero es importante que entiendan que ellos duermen según su proceso de desarrollo, generar adiestramiento del sueño es contraproducente para su desarrollo y es llevarlos a extremos violentos tanto para ellos, como para ustedes como padres (no conozco ningún papá o mamá que, buscando ser padres, soporten ver llorar a sus bebes).

Quiero que con esto entiendan que llegará un momento donde nuestros hijos dormirán como nosotros dormimos. Mientras tanto nos queda el consuelo de que podemos estar disponibles para ellos incondicionalmente, sabiendo que estamos haciendo lo mejor para que crezcan sanos y felices, dejando de lado nuestro descanso (y organizándose como pareja, para que uno de los dos pueda ir alternando los descansos). Al final del arduo trabajo de entregar amor, seguridad, confort, cariño y contención, tendremos hijos e hijas plenos, dispuestos al constante descubrimiento del mundo y estaremos tranquilos por respetar sus tiempos.

Quizás no tuvimos la suerte que nuestros bebes tienen ahora, quizás faltó información para nuestros padres y así tener un estilo de crianza distinta. Pero tenemos en nuestras manos la posibilidad de cambiar muchas cosas, dentro de ellas asegurar nuestra tranquilidad y el desarrollo pleno de nuestros bebes. Es por eso que para ayudar a dormir mejor a nuestros hijos (as) de noche debemos: estar disponibles para ellos durante el día (aprovechemos la famosa pandemia para eso), darles seguridad, amor, cariño y contención. Durante las noches hacerles entender que seguimos disponibles para ellos (no sólo se cría con luz de día, esto es las 24 horas del día) y si nos necesitan cerca, abrazarlos, mecerlos, hacerles entender que todo esta bien y se encuentran seguros para retomar el sueño.

Si la madre está muy cansada de esa dinámica ¿Qué puede hacer? Hay cosas que desde siempre hemos realizado como especie: colecho y lactancia. Hay estudios que demuestran que las madres duermen en promedio 40 minutos más si dan pecho y realizan colecho con sus bebes. La lactancia materna siempre será una aliada del sueño (de ambos).

Mucha fuerza para esos momentos de cansancio que se sienten como enternos, todo mejorará… 

Publicado por Duerme bebe

Psicóloga, madre de 2 (un bebe arcoíris y un ángel pequeño), buscando los espacios para informar a los padres en sueño infantil respetuoso.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: